COMPARTIR
Spread the love

Vivimos en un mundo donde las pantallas nos rodean. No vamos a discutir su utilidad. Está claro que dispositivos como las tablets o los smartphones nos facilitan la vida día tras día. Pero cada vez tenemos más esa sensación de que las pantallas se han vuelto inseparables para los más peques. Desde el grupo Simba España, apostamos por una infancia más real, más sensorial: llega “Juguetes de verdad para un mundo real“. Por muy tentador que sea dejarles pegados a la tablet, no podemos olvidar la importancia del juego simbólico. Es decir, ¡los juguetes de toda la vida tienen que formar parte de su infancia!

Juguetes de verdad para un mundo real

Por eso, despedimos el año haciendo un llamamiento para alejarles un poco de las pantallas y animarlos a vivir la vida real al máximo. Porque no hay mejor enseñanza que interactuar con el entorno que les rodea.

Llega “Juguetes de verdad para un mundo real”: mucho más que una campaña de Navidad

Presentamos “Juguetes de verdad para un mundo real”, donde defendemos los beneficios de los juegos tradicionales. Porque no se puede comparar una pantalla con un juguete que se puede tocar y que despierta sus sentidos. ¡Lo tenemos claro!

https://youtu.be/CqntgqXxcOY

Y es que los juguetes de siempre tienen varios beneficios imprescindibles para el desarrollo de los peques.

  • Fomenta su imaginación: interactuar con el mundo les obliga a utilizar su cerebro y su creatividad. No decimos de llegar al extremo de cuando se criaban peques sin televisor para que fueran más creativos, ¡pero solo usando su mente pueden estimularla!
  • Contribuye a su desarrollo psicomotriz: lo bueno de los juguetes de siempre es que les obliga a levantarse y a moverse del asiento. De esta manera, mejoran su desarrollo psicomotriz, ya que ejercitan los músculos, que a su vez contribuye a la evolución de su cerebro.
  • Expande sus principales sentidos: un buen juguete se puede tocar, es agradable a la vista, si es posible emite algún sonido que les pueda resultar familiar el día de mañana… Es decir, contribuye a que conozcan y se relacionen con el mundo que les rodea.
  • Y cuando es posible… les hace más sociables: un buen juguete fomenta el juego entre varios peques, para que hagan amigos y se desarrollen sus habilidades sociales. ¡Es la mejor manera!

En el grupo Simba España, apostamos por una nueva generación de peques que conserven la inocencia y la curiosidad por su entorno. ¡Ya tendrán tiempo de estar pegados a una pantalla si no queda otra! Apostemos por unos peques más humanos, más sociables, con más inquietudes… ¡Apostemos por la infancia tal como se ha conocido siempre!

Y si te apetece, te animamos a que eches un vistazo a nuestro blog.

SIN COMENTARIOS

Dejar una respuesta